SALUD

Razones para comer aceitunas

Las imágenes están sujetas a los derechos del autor.

Entre los beneficios que aporta al organismo comer aceitunas, van desde la salud del cerebro, el corazón, hasta el cuidado de la figura y de la piel.

Es más, se le atribuyen una gran cantidad de nutrientes que le inyectan al organismo, vitaminas, aminoácidos, minerales, hierro, sodio, potasio, magnesio y fósforo.

A continuación, te presentamos las razones por las que deberías comer a menudo aceitunas, así como datos que debes saber.

Combaten la anemia

Así es, sus bondades entran dentro de la lista de alimentos que le hace la guerra a la anemia, por sus elevados niveles de hierro, que ayudan a recuperar la estabilidad de la hemoglobina en la sangre.

Las aceitunas negras tienen más hierro que las verdes.

Equilibran el colesterol

Las aceitunas son ricas en grasas, aunque, no todas son malas. Una gran parte de sus lípidos o aceites son insaturados que contienen omega-3, omega-6 y otros ácidos grasos que le caen muy bien al organismo.

Por lo tanto, su consumo regular pero controlado, disminuye el colesterol, previene por ende las enfermedades cardiovasculares e impide el endurecimiento de las arterias.

Fortalecen las defensas

Aunque no lo creas, son rico en vitaminas A y C que refuerzan el sistema inmune, protegen el organismo de los daños externos y optimizan la función celular.

Por lo tanto, recomiendan comer de 5 a 7 aceitunas para aprovechar sus beneficios.

Mejoran la digestión

Aportan altos niveles de fibra, ideal para estimular la digestión. Pues, sus nutrientes se encargan de limpiar el colon, desintoxican el aparato digestivo, ayuda el tránsito intestinal y, además, evita el estreñimiento.

Ayudan a perder de peso

Debido, a que son una fuente de fibra y agua, el 75 por ciento de su pulpa es líquido, por lo tanto, son bajas en calorías.

Parece que, algunos estudios señalan que consumir una porción de aceitunas antes de las comidas, ayuda a una digestión más lenta y ofrece una sensación de saciedad.

Estudios señalan que consumir una porción de aceitunas antes de las comidas ofrece una sensación de saciedad.

Reducen el estrés

También, controlan la ansiedad y mejoran la memoria. ¿A qué se debe? A los polifenoles y tiamina en su contenido, por lo que disminuyen el estrés oxidativo del cerebro y apaciguan el sistema nervioso.

Mejoran tu piel

Otro de los beneficios de las aceitunas, es que son la clave para suavizar la piel, prevenir la aparición de arrugas y promueve la luminosidad.

Además, con el combo de antioxidantes y vitaminas E y D, estimula la regeneración de las células dérmicas y ayuda a proteger de los rayos solares.

Datos que no sabías:

Ciertamente, las aceitunas son originarias de Grecia y son consideradas como uno de los principales alimentos de la dieta mediterránea.

Además, las aceitunas verdes y negras son similares, solo que las aceitunas negras fueron recolectadas maduras totalmente y por ende contienen más calorías.

Por otro lado, las aceitunas con las que se produce el aceite de oliva, se recolectan de noviembre a enero. Mientras que las verdes se recogen antes.

Como dato adicional, consumir 100 g de aceitunas verdes equivalen a 110 calorías.

¡Si te gustó este artículo lo puedes compartir con alguien más!

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *